Cheat_meal

Os contamos desde TopNutrition cuáles son los beneficios de la Cheat Meal o «comida trampa» y cuando es conveniente realizarla

Cheat Meal o «comida trampa» es la forma de hacer una comida libre a la semana, comúnmente conocida por todos los que nos dedicamos al deporte, fitness o entrenamiento, y que además realizamos una dieta de definición, de pérdida de peso, o en algunos casos de volumen con un sistema estructurado de comidas.

La cheat meal, aunque no lo creamos, cobra mucha importancia si una alimentación sana y practicar deporte, más que una meta, es una filosofía y estilo de vida. Hay muchas personas que piensan que la cheat meal puede aportar efectos negativos tales como acumulación de grasa; otras personas abusan de ella y la realizan varias veces por semana. Así que para despejar todas las dudas, os contaremos qué beneficios tiene la cheat meal y cuando es recomendable realizarla:

  • Beneficios psicológicos: es tu momento, el más esperado de toda la semana. Cuando entrenas y sigues una dieta estricta, tener un «respiro» y poder hacer una «comida trampa» o cheat meal se convierte en la mayor de las esperas. Es el premio por el esfuerzo realizado.
  • Acelera el metabolismo: Esto se produce porque introduces una comida inesperada en el cuerpo. Cuando esto ocurre, el organismo recoge mejor los nutrientes y se siente preparado de nuevo para afrontar la semana con su dieta habitual. Además, favorece la termogénesis, lo que implica una mayor rapidez a la hora de asimilar nutrientes y quemar calorías.
  • Aumenta los niveles de leptina: proteína que se libera del tejido adiposo y está vinculada con el desarrollo de la obesidad. Su función nos ayuda a controlar el peso coporal, incrementando el gasto calórico y metabólico. Y además, reduce el hambre y promueve la saciedad.
  • Recarga los depósitos de glucógeno: si realizamos una dieta hipocalórica durante mucho tiempo, o sencillamente realizamos una dieta con una estructura definida de alimentos, y regulada en carbohidratos, los depósitos de glucógeno muscular pueden verse afectados. Esto se traduce en un mayor cansancio y anergia. Por eso, la cheat meal puede resultar de gran importancia para reponer estos depósitos, recargar nuestras pilas y enfrentar la semana con otra cara.

¿Cuándo y cómo es recomendable realizarla?

Como ya os hemos explicado antes, la cheat meal es una comida en la que olvidamos cualquier dieta que hacemos. Podemos comer lo que nos apetezca. Pero ojo, es una comida, no un «cheat day». Podemos realizarla en cualquier momento del día: desayuno, almuerzo, merienda, cena…Y podemos introducir las calorías que deseemos. No necesariamente debe ser una comida «basura», aunque si es lo que os pide el cuerpo, es vuestro momento y no podéis desaprovecharlo.

Si sois de los que os gusta aprovechar esta comida un día de ejercicio, realizadla preferentemente antes de vuestra actividad deportiva. Si os queréis sentir más a gusto y no agregar demasiadas calorías, podéis reducir la ingesta de carbohidratos antes de la cheat meal. Y así, cuando hagáis esta, añadir todos los que queráis. Si es vuestro día de descanso, no queréis ahorrar en calorías y tampoco vais a hacer ejercicio, del mismo modo seguirá siendo muy beneficiosa para vuestro cuerpo.

Lo ideal es hacerla 1 vez a la semana, como máximo 2 si estáis en dieta de volumen y queréis añadir otro tipo de carbohidratos menos limpios ese día. La cheat meal no solo está indicada para las dietas de definición o pérdida de peso, aunque sí bien es donde más en serio debe tomarse. También, como hemos comentado, podéis hacerla en dieta de volumen. Las dietas de volumen son para adquirir una mayor ganancia de masa muscular, y evidentemente no significa que podáis comer todo lo que os apetezca. Sí tenéis que tener un superávit calórico, pero cuanto más limpia sea la nutrición, mayor ganancia de masa muscular y menor ganancia de grasa. Por eso, hay muchas personas que en dieta de volumen también realizan la cheat meal, con el objetivo de cambiar un poco los carbohidratos. Pero un consejo para los que lo hagáis en dieta de volumen: no agreguéis más calorías este día a vuestra dieta. Sencillamente haced un cambio en la comida por algo que os apetezca.

Y por último, no lo olvidéis: la cheat meal es vuestro momento de la semana. Disfrutadlo como queráis. Y luego, seguro que volvéis a vuestra rutina de comidas con más ganas y más energía que nunca.

Cheat Meal: beneficios de la «comida trampa»
4.8 (95%) 36 Votos